Home > Italia > Italia: masivo No nuclear.

Italia: masivo No nuclear.

June 16, 2011

Los italianos rechazaron por un porcentaje  abrumador la energía nuclear y la privatización del agua. El referéndum superó, por primera vez desde 1995, a más del 50 por ciento de los votantes cumpliendo con el requisito que lo hace valido. Silvio Berlusconi sabía que el resultado le sería adverso y junto a la mayoría  de sus ministros dijo que no se molestaría en votar. Una señal a sus partidarios para que optasen por anular la consulta si no lograba la mitad más uno. Además fue aprobada una consulta que le exige comparecer en los juicios que se llevan en su contra.

El voto italiano deja algunas dudas en cuanto a su intencionalidad: qué porcentaje votó contra Berlusconi y cuántos lo hicieron por los temas específicos. Más allá de las particularidades italianas es un hecho sobre el cual es necesario tomar nota: temas que afectan a toda la nación deben resueltos por la nación. Ya en 1987 el electorado, luego de la desgracia de Chernóbil, votó contra la energía nuclear. Pese a ello el gobierno de Berlusconi  inició negociaciones con Francia para la construcción inicial de cuatro centrales de última generación. Más adelante se consideraba la instalación ocho a diez Reactores Presurizados Europeos (conocidos como EPR) desarrollados por Francia. Del 56,1 por ciento de los inscritos en los registros electorales 94,5 por ciento votó  contra las plantas núcleo eléctricas. Este es el primer referéndum tras el desastre nuclear de Fukushima ocurrido en marzo. Alemania ha resuelto un cierre anticipado de todas sus planteas atómicas al igual que Suiza. Siempre en Italia no es menos significativo que la ciudadanía haya podido determinar el futuro de un bien común como es el agua. En este caso votaron 56,1 por ciento de los inscritos y 95,7 se manifestaron contra la privatización. 

Los chilenos, así como otros pueblos, deben gozar del mismo derecho que los italianos para definir las grandes líneas de su futuro. No basta con elecciones presidenciales y parlamentarias. Ellas no constituyen cheques en blanco para determinar las políticas energéticas o el destino de bienes comunes como lo son el agua, las políticas genéticas que determinan las  semillas transgénicas, por mencionar las que han provocado los debates más recientes. Las deliberaciones de cúpulas partidarias y parlamentarias, a menudo asesorados por expertos con agendas privadas y sometidas a presiones de lobbies, e incluso  la autoridad presidencial no tienen la legitimidad para fijar políticas que afectarán a generaciones de ciudadanos. Berlusconi, ante la magnitud de la derrota que parece  anticipar el fin de su gobierno,  ha dicho que acatará el mandato de las urnas. El ejemplo democrático italiano destaca como una  vía efectiva para conseguir ese bien indispensable que es la legitimidad. Ella es la base de los consensos y de la efectiva unidad nacional.  

Advertisements
Categories: Italia Tags: , ,
%d bloggers like this: