Home > Uncategorized > La herencia de Chávez

La herencia de Chávez

March 6, 2013

La muerte del Presidente Hugo Chávez marca el fin de un ciclo para Venezuela. Cualquiera sea el balance final de su gestión habrá un antes y un después de sus mandatos. El país ha cambiado en forma drástica. La vieja arquitectura política hegemonizada por décadas de alternancia entre la Democracia Cristiana (COPEI) y la Social Democracia (AD) quedó sepultada. Desapareció un sistema político excluyente que mantuvo marginadas a las mayorías ciudadanas tanto en lo económico como en la participación social. Desde esta óptica los gobiernos de Chávez, producto de las urnas cuya legitimidad nunca fue disputada, marcaron una democratización del país.
En cuanto a logros Chávez consiguió, desde su llegada al sillón presidencial en 1999, dar Venezuela la mejor distribución de la riqueza de América Latina. Esto medido de acuerdo al coeficiente Gini. En 2011 era 0,39 mientras en Chile es notoriamente peor con 0,50, el más alto de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Es llamativo que un éxito, tan esencial como el de lograr una distribución más ecuánime del ingreso, sea descartada en círculos financieros aplicando el calificativo de populista. Más que una categoría de análisis el populismo es un epíteto que, a menudo, es aplicado a los que buscan una redistribución de la riqueza por vías que no son las del mercado. Entre los programas de mayor alcance lanzados por los gobiernos de Chávez destaca la construcción de tres millones viviendas que debe concluir en 2018.
Uno de los fracasos de Chávez en el plano económico fue no haber podido curar a su país de la “enfermedad holandesa”, como se llama a una economía completamente dominada por un producto tan rentable que impide el desarrollo de otras fuentes. En el caso venezolano “el excremento de diablo” como lun compatriota de Chávez, precisamente por esta razón, llamó al petróleo que aún representa 90 por ciento del ingreso de divisas del país.
En el plano político la aceptación de la gestión Chávez quedó expresada a través de sus consecutivas victorias electorales. Llegó al gobierno en comicios, en diciembre de 1998, en los que obtuvo 56 por ciento de los votos y en octubre del 2012 logró 55 por ciento de las preferencias. La consistencia del respaldo electoral a Chávez permite suponer, que más allá de lo que fue su carismático liderazgo, que su heredero designado, Nicolás Maduro, podría prolongar los gobiernos de inspiración bolivariana.

Advertisements
%d bloggers like this: